08/10/2018

Comida de microondas que nunca debes calentar o cocinar: SAIA lo explica en ‘La Vanguardia’


El microondas es un electrodoméstico muy práctico cuando no sabemos qué cocinar ya que nos soluciona muchas comidas y cenas. Según la OMS, tiene efectos adversos par la salud, ya que puede causar problemas en algunos alimentos o hacer que pierdan propiedades. Algunos de los alimentos que deberíamos evitar meter en el microondas son:

  • Arroz. Según nos cuenta Lluís Riera, director de SAIA, consultora de seguridad alimentaria, el arroz antes de ser recalentado ha podido estar a temperatura ambiente un tiempo y libera unas bacterias llamadas bacillus cereus, que forman una capa de protección que se llama espora. Esta capa hace que resista los tratamientos térmicos como es el microondas y protege las condiciones de recalentamiento. Cuando vuelve a estar a temperatura ambiente, esa bacteria se multiplica y puede producir una toxiinfección.
  • También puede pasar en el caso de la paella. Antes los restaurantes siempre tenían como acompañamiento o guarnición un vasito de arroz. Esto se dejó de hacer porque recalentaba varias veces el arroz y se producían toxiinfecciones.
  • Pollo. El pollo tiene más bacterias que otras carnes y al no ser uniforme el calentamiento con microondas, unas partes del alimento quedan húmedas y otras no. Cocinarlo en la plancha es más fácil, y permite eliminar la Salmonella, bacteria que muere a los 65 grados.
  • Otras carnes. Hay alimentos como la carne que en el microondas pierden parte de sus nutrientes (vitamina B12), como es el caso de los guisos

  • Leche. Calentar una taza o vaso de leche en el microondas es muy común cuando vamos a preparar el desayuno. Sin embargo, debemos tener en cuenta que según la FDA (Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos), la leche pierde parte de sus nutrientes en el microondas (hasta un 30% de la vitamina B12 que contiene).
  • Huevos. En el caso de cocer un huevo o recalentar un huevo cocido por agua previamente, es mejor no utilizar el microondas ya que la parte de la clara tiene mucha agua y la yema mucha grasa concentrada y si lo ponemos en el microondas podría explotar, nos cuenta Riera.
  • Brócoli y col lombarda. El microondas desactiva parte de las propiedades más nutritivas del brócoli y de la col lombarda. Por lo tanto lo más recomendable es no cortar el brócoli hasta justo antes de prepararlo y cocinarlo al vapor o escaldado, y a baja temperatura.

Se puede leer el artículo completo aquí


¡No te pierdas ningún post!

Inscríbete a nuestro newsletter y los recibirás a tu correo.



© SAIA 2018